El hermano guapo del Tequila

Por mucho tiempo sombreros, tequila y mariachis han sido los símbolos por excelencia que representan a México. No obstante el mezcal ha vuelto, y con venganza, a recuperar su legítimo lugar en la familia Mexicana.

El Comienzo

Cuenta la leyenda que todas las bebidas que provienen del agave son un regalo del cielo. En una tarde lluviosa, un grupo de pobladores pre-hispanicos buscaban resguardo. Solicitando ayuda a sus dioses, ellos enviaron un relampago que incendió una penca, mostrandoles así como producir el alcohol que eliminaría sus penas.

Probablemente es este el origen del dicho popular:

“Para todo bien Mezcal, para todo mal también.’’

El momento de discordia

Al principio, el tequila y el mezcal eran buenos hermanos. De hecho, el Tequila era considerado un tipo de mezcal, obtenido de una sola varierdad de agave, conocido como Azul de Agave tequilana.

Conforme el tequila adquirió popularidad a nivel mundial, decidió alejarse de sus raices o como se diría popularmente en México “se le subieron los humos.”

Ahora el tequila se ha dejado de considerar un mezcal, ya que aunque proviene del agave, no se cocina en horno de tierra, sino en autoclave para acelerar el proceso de producción.

El regreso del mezcal

En ciertas comunidades de México, el mezcal nunca perdió su importancia y tradición, al grado de convertirse en un licor ritual. En el Valle de Oaxaca por ejemplo, el 2 de noviembre se vierte el último trago encima de las tumbas para que las almas vayan bien despedidas.

Estas mismas tradiciones comenzaron a capturar la atención de aficionados al tequila que estaban en búsqueda de los orígenes de tal bebida. En su camino, redescrubrieron al mezcal, su infinidad de variedades y único sabor.

Hoy en día, el mezcal es producido en 8 estados de la República Mexicana y exportado a 38 paises que se han enamorado de su sabor y aroma.

El famoso gusano

Aun más famoso que el mezcal es el gusano de maguey. Llevado al estrellato por películas norteamericanas, se ha convertido en un elemento de curiosidad que atrae a mucha gente a probar el mezcal.

Para muchos productores el gusano dentro de la botella es pura mercadotecnia, pero otros consideraran que si le da un sabor distinctivo.

Aunque lo consideres extraño o algo que no comerías nunca, la realidad es que probablemente ya lo haz hecho. El gusano de maguey se utiliza para hacer la sal que te sirven con naranjas para acompañar tu mezcal.

Es tu turno

No hay mejor forma de conservar una tradición que experimentándola por uno mismo. Si quieres conocer porque el mezcal está adiquirendo tanta fama, te invitamos a degustar una amplia variedad de mezcales aqui en el Hotel El Callejón.