Nuestra dieta cognitiva

Lecturas que le van dando forma al proyecto “Resiste”.

Queremos irnos de viaje. Lo hemos soñado, lo hemos escrito. Todavía no nos damos el permiso para salir, pero creo que en dos semanas ya estaremos en algún bus, en alguna carretera. Mientras tanto el proyecto sigue creciendo dentro de nosotras.

Como no podemos viajar aún, nos hemos dedicado a leer. Mis lecturas en esta semana han sido sobre educación y feminismo. Me uní al Club de lectura de Librosb4tipos y estoy leyendo junto a ellas este libro de Roxane Gay, “Ensayos de una mala feminista”. Lo más interesante para mí es que Roxane Gay habla todo el tiempo de su experiencia como profesora. Está atravesadísima por su ser maestra y su ser feminista.

Hace unos meses cuando empezamos a darle forma a esta proyecto, nos preguntamos ingenuamente si habría una pedagogía feminista. No demoramos en encontrar a bell hooks, empezamos a leer su libro “Teaching to transgress”. Después de unas semanas en un documental sobre la Escuela Popular Mujeres de Frente escuchábamos a una de las maestras decir “leímos a la bell hooks”. Puedes leer en este post sobre nuestra visita a la escuela Mujeres Frente. bell hooks retoma la educación popular de Paulo Freire para pensar específicamente en la opresión de género y de raza. Propone una pedagogía de la transgresión y habla de la importancia de una educación que nos involucre desde la emoción y el deseo.

Por otro lado, retomamos las lecturas sobre pedagogía Waldorf con este libro de Rudolf Steiner en el que se recopilan las conferencias que dio a los maestros antes de la apertura de la primera escuela Waldorf de Inglaterra. La pedagogía Waldorf es todo un universo que se desprende de la antrosopofía, la ciencia creada por Steiner para comprender al ser humano. Steiner nos deja con una obra maravillosa porque logra aterrizar su ciencia pedagógica con herramientas muy prácticas para la educación de los niños y las niñas. Una de mis amigas, Martina, está cursando ya su tercer año del profesorado Waldorf. Yo tengo muchas ganas de tomar algún curso. Hace unos meses estuve en una charla de Helle Heckman, sobre la que haré un post dentro de poco. Lo que más me gusta de esta pedagogía es que ve a lxs niñxs como seres integrales, con un espíritu. Esta mirada holística también contempla a lxs maestrxs que deben entrar en un proceso de autoconocimiento para poder dar lo mejor de sí con sus estudiantes que imitan su ejemplo.

Hasta que podamos armar nuestras maletas, estas lecturas van haciéndonos pensar y rediseñar el proyecto, desde el feminismo, la pedagogía popular y la pedagogía Waldorf. Esta es por ahora nuestra “dieta cognitiva”, como diría @Piscitelli ;)

One clap, two clap, three clap, forty?

By clapping more or less, you can signal to us which stories really stand out.