4 cosas que aprendimos del trabajo con un equipo remoto

Schmitman HR
Feb 28, 2020 · 4 min read

El trabajo remoto viene creciendo de forma exponencial en Argentina. La posibilidad de emplear a personas de distintos entornos que significa para las empresas, y la posibilidad de colaborar en una compañía sin necesidad de relocalizarse, son dos de los principales atractivos de esta modalidad.

En Schmitman HR trabajamos con dos colaboradores remotos desde abril de 2018. Primero, con la incorporación de Laura Schmitman como recruiter en Resistencia, Chaco, para trabajar desde un espacio de co-working y mantener un contacto más cercano con nuestros clientes en esa ciudad. Un poco después, en junio de 2019, Facundo Reynoso, nuestro Team Leader, decidió mudarse a Ushuaia y ejercer su rol en ese equipo desde la Patagonia.

Cambiar de un equipo que trabajaba en una misma oficina a otro en el que dos de sus colaboradores -uno de ellos, un líder- trabajaran en otras ciudades, cada una con sus particularidades, tuvo un gran impacto en la dinámica laboral. Nuestra aprendizaje fue que el único error que puede cometerse en esta transición es encarar esa transformación de forma pasiva, sin implementar herramientas nuevas ni formas de organización específicas para un equipo que descentralizado y distribuido en distintos puntos geográficos. Tomar decisiones en este sentido, resultó clave para encontrar, a prueba de aciertos y errores, la mejor forma de hacer que el trabajo fluya en esta nueva modalidad.

En este artículo, Facundo y Laura cuentan cuáles fueron las 4 cosas más importantes que aprendimos sobre el trabajo remoto adentro de nuestro equipo.

Aceitar la comunicación interna se vuelve más imprescindible que nunca. Perderse de la comunicación y del ambiente del dia a dia siempre es un riesgo que se corre trabajando fuera de la oficina central de una empresa. La rutina junto a los compañeros, que construye vínculos de confianza y cercanía, es uno de los puntos que más afectados se ven en el trabajo remoto. Si bien puede considerarse una debilidad de esta modalidad de trabajo, su contracara es también un beneficio: en un día tenso o que por algún motivo el equipo de trabajo atraviesa un momento de estrés, los colaboradores pueden quedar beneficiados por este “aislamiento”. Como empresa, buscamos espacios que compensen esta situación que pueden estar dentro y fuera de nuestro horario de trabajo. Cada seis meses, revisamos el desempeño del equipo y ponemos en común aquello que consideramos que puede mejorarse del trabajo, además de proponer maneras de concretar esas mejores. Por fuera de la rutina, también reforzamos este aspecto, a través de los viajes periódicos que hacemos con el equipo completo.

Preparar el terreno para dar el salto es clave para que la transición sea armoniosa. Antes de sumar colaboradores, el equipo tiene que preparar el terreno para que se sumen integrantes que trabajarán de forma remota. En Schmitman HR, cuando se incorporó Laura, desde Chaco, y cuando Facundo trasladó a Ushuaia, hicimos una importante transformación de nuestras dinámicas de trabajo. En primer lugar, nos dedicamos a ordenar todos nuestros recursos y herramientas para que estuvieran online y disponibles para el uso de todos. Incluso, para que cualquiera pudiera consultar el status de las cuentas, archivos e información necesaria para hacer el trabajo.

¡Es imposible hacerlo sin metodologías ágiles! Además de poner todos los recursos en la nube, nos dedicamos a incorporar el hábito de utilizar algunas herramientas de gestión, organización y comunicación, como Trello y Slack. También hubo que producir nuevos hábitos al interior del equipo: como calls y reuniones de check in y check out en la que cada recruiter reporta al manager en qué trabajará durante el día y, al terminar la jornada, informa sobre lo que se pudo completar y lo que queda pendiente para el día siguiente. Este espacio sirve para tener un seguimiento del workflow, entender qué falló y poder reflexionar al respecto para tratar de evitarlo en el futuro.

La implementación de Slack fue particularmente útil, y si bien al principio generó reticencias porque implicó cambiar hábitos, los frutos nos demostraron que valió la pena hacer esa transición. Esta nueva estructura, con las nuevas herramientas y hábitos comenzamos a usarla en 2018 y funcionó al punto de que al día de hoy la seguimos utilizando, con mejoras que vamos implementando cada día.

Los espacios de coworking brindan más que solo una oficina. De nuestros dos colaboradores remotos, uno de ellos trabaja cada día desde un espacio de co-working. Aunque al principio no lo contemplamos, aprendimos que este tipo de implementación en una empresa tiene otros beneficios más allá del de brindar un lugar cómodo al colaborador para trabajar. Estar en contacto con otras empresas, que pueden convertirse en proveedores o clientes, y poder aprender de sus formas de trabajar e industrias, son otros de los beneficios de trabajar en co-workings.

Schmitman HR

¡Tenemos talento!

Medium is an open platform where 170 million readers come to find insightful and dynamic thinking. Here, expert and undiscovered voices alike dive into the heart of any topic and bring new ideas to the surface. Learn more

Follow the writers, publications, and topics that matter to you, and you’ll see them on your homepage and in your inbox. Explore

If you have a story to tell, knowledge to share, or a perspective to offer — welcome home. It’s easy and free to post your thinking on any topic. Write on Medium

Get the Medium app

A button that says 'Download on the App Store', and if clicked it will lead you to the iOS App store
A button that says 'Get it on, Google Play', and if clicked it will lead you to the Google Play store