Cómo prevenir los riesgos de implantación de un ERP

La implantación de un software de gestión empresarial ERP, es una de las fases que más problemas generan en todo el proyecto. Además, realizar una correcta implantación es importantísimo para prevenir el éxito futuro del proyecto.

No encontramos una fórmula ideal para evitar el fracaso en un proyecto de implantación, pero sí encontramos una serie de factores que nos pueden ayudar a cumplir con los objetivos de forma más eficiente.

5 consejos para prevenir los riesgos de implantación de un ERP

A continuación se detallan algunos consejos que te ayudarán a resolver dudas sobre la implantación de cualquier software de gestión empresarial y a minimizar el margen de error de la herramienta ERP.

  1. Piense en las necesidades de la empresa: antes de decidirse a implantar un sistema ERP, su empresa debe de tener en cuenta aquellas necesidades y problemas que desea satisfacer con el nuevo software. Por este motivo, es vital realizar previamente un análisis para escoger el sistema que mejor se adapte.
  2. Implicación de los empleados: el ERP forma parte de un proceso conjunto de la empresa, del cual se beneficiarán todos los empleados. Por ello, es necesario que los miembros de la empresa que formarán parte de los procesos del ERP estén implicados y tengan conocimiento sobre su funcionamiento. Una solución es ofrecer cursos de formación sobre el software a sus empleados.
  3. Flexibilidad del sistema: el entorno actual está cambiando a pasos agigantados. Por este motivo, es importante tener en cuenta la capacidad de actualización y adaptación del software ERP que se escoja.
  4. Migración de los datos: la migración de los datos debe realizarse de forma correcta para asegurar el éxito en su posterior desarrollo y trabajo. Muchas veces no se le da la importancia que le corresponde a esta etapa del proceso. Disponer de personal especializado para su supervisión, le ayudará a generar un mayor éxito en la implantación del ERP.
  5. Comunícate con los proveedores: los proveedores de herramientas TIC, son expertos en el tema. Por este motivo es necesario tener una buena comunicación con ellos y escuchar sus consejos. Además, pueden ofrecerte personal especializado y solucionar problemas que puedas tener en el proceso de implementación.

En conclusión, la implantación de un ERP es una de las etapas más importantes de todo el proceso. Realizar una correcta prevención de los riesgos que puedan surgir y buscar una solución será de gran utilidad para garantizar el éxito posterior.

One clap, two clap, three clap, forty?

By clapping more or less, you can signal to us which stories really stand out.