3 min read
Lokrum/karlnorling
Next in trending

Todos están saltando del precipicio ¿Por qué tu no?

Naturalmente, todo esto comenzó con un post en Facebook: La gente me convenció tres veces con la misma ridícula mentira: 1.

Todos están saltando del precipicio ¿Por qué tu no?


Naturalmente, todo esto comenzó con un post en Facebook:

La gente me convenció tres veces con la misma ridícula mentira:
1. “La vida será genial al terminar el colegio”
2. “La vida será genial al terminar la universidad”
3. “La vida será genial cuando tengas un trabajo”

Curiosamente cuando estamos pequeños y queremos hacer algo considerado como “estúpido” o puramente irracional, las personas mayores nos aconsejan diciendo:

Sí los demás saltan de un precipicio ¿Tu también saltarías?

Realmente es un buen consejo. Nos dice que tenemos que pensar por nuestra propia cuenta. Que no deberíamos hacer las cosas estúpidas que los demás hacen o seguir a los demás únicamente porque todos lo están haciendo.

A medida nos volvemos adultos — por alguna extraña razón — el consejo cambia y el mundo espera que nos comportemos de la misma forma que los demás. Parecería como si el consejo se transformara a:

Todos están saltando del precipicio ¿Por qué tu no?

Las personas cambian de mentalidad y quieren que pensemos como los demás y hagamos las cosas que los demás hacen: Debemos terminar el colegio y la universidad, debemos conseguir un trabajo, estudiar una maestría, casarnos, tener hijos, comprar una casa, jubilarnos, etc. y cuando alguien no entra en ese estilo o forma de vida es considerado un anormal.

Obviamente nada de esto es malo o no debería hacerse. El problema es que el mundo nos trata de convencer que es necesario hacer todas esas cosas para ser feliz o para lograr que la vida sea genial: “Sí todos lo están haciendo entonces debe ser lo correcto”.

La verdad que muy pocos logran ver: La vida ya es bastante genial. ¿Es necesario hacer todas esas cosas para que la vida sea genial? Probablemente no. ¿Necesito hacer todas las cosas que los demás hacen porque es lo “normal”? Definitivamente no. Ser normal está sobrevalorado.

Nuestra generación se está llenando de estas personas “anormales”. Personas que no se conforman con tener un “trabajo formal” durante los próximos 30 años para jubilarse y comenzar a disfrutar su vida tal como sus padres y abuelos lo hicieron. Personas que quieren crear startups y cambiar el mundo. Personas que quieren hacer las cosas porque las aman y no porque los demás las están haciendo.

Apple lo dijo de una forma increíble en su anuncio de 1997:

[…] Y mientras muchos los ven como locos, nosotros vemos genios. Porque las personas que son lo suficientemente locas para creer que pueden cambiar el mundo, son las que lo hacen.

La vida es un juego que podemos jugar una sola vez pero, si lo hacemos bien, una vez es suficiente. ¿Por qué desperdiciarla haciendo lo que los demás hacen o siguiendo a personas que no son mas inteligentes que nosotros? Buena pregunta. Me tomó casi 25 años darme cuenta.

¿Este post te pareció genial? Puedes suscribirte y recibir correos con mis posts, experimentos e ideas más recientes haciendo clic aquí.


Oscar O. Arévalo es @oscaroarevalo en Twitter. Co-fundador de Crupzi.com. Ingeniero industrial, Jugador de Bkb. Tech Geek, Fotógrafo, Guitar player, inversionista, Serial entrepreneur.