9 Métodos para Valorar tu Startup

Alberto Arenaza
Jun 23, 2018 · 9 min read

Este artículo es una traducción del original de Stéphane Nasser, que ha sido traducido al francés y portugués también.

Una startup es como una caja. Una caja muy especial.

Esta es tu startup

La caja tiene un valor. Cuanto más cosas pones en la caja, mayor es su valor. Mete una patente, y sube su valor. Mete un equipo de lujo, y sube su valor. Bastante simple, ¿no?

¡Tu startup vale ahora vale 2!

La caja tiene algo de magia. Si metes un 1, salen 2, 3, ¡o incluso 10!

El único problema es que crear una caja es muy caro. Así que necesitamos hacer una visita a gente con dinero, los inversores, y hacerles una oferta que se parezca a esta:

“Dame un millón de dólares para crear mi propia caja, y te llevas un X% de todo lo que haya en ella.”

Pero, ¿de qué porcentaje estamos hablando con “X”? Depende de la Pre-Money Valuation, el valor de la empresa en el momento previo a la inversión. Pero calcular este valor es complicado. Este artículo te presentará nueve métodos distintos para para entender cómo determinar la Pre-Money Valuation de una startup.

Los nueve métodos de valoración

Ten en cuenta que la mayoría de métodos de valoración están basados en comparaciones o estimaciones de valores. Encontrar estos datos es todo una tema aparte, que será tratada en otro artículo en el futuro.

1. El Método Berkus

El método Berkus representa una forma simple y cómoda de estimar el valor de tu caja. Fue creado por Dave Berkus, un reconocido autor y “angel investor” (inversor en empresas muy jóvenes). Todo empieza por la siguiente pregunta:

¿Crees que la caja puede llegar a $20M en ventas dentro de 5 años?

Si la respuesta es afirmativa, entonces puedes comparar tu caja con los cinco criterios claves para desarrollar cajas.

Esto te dará una idea aproximada de cuánto vale tu caja, es decir, tu “pre-money valuation”, y sobre todo, en qué debes mejorar. Ten en cuenta que según Berkus, el valor de la empresa “pre-money” nunca debería sobrepasar los $2M.
El Método Berkus está pensado para empresas que todavía no tienen ingresos. Para saber más sobre el método, ve a este enlace.

2. Suma de Factores de Riesgo (Risk Factor Summation)

El método de Suma de Factores de Riesgo (RFS por sus siglas en inglés), es una forma mejorada del Método Berkus. Primero se determina el valor inicial de la caja, y después se ajusta dicho valor en función a 12 factores inherentes al proceso de crear cajas.

El valor inicial se calcula con el valor medio de cajas similares en la misma región, y los factores de riesgo se modelan sobre bloques de $250,000 para bajo riesgo, $500,000 para muy bajo riesgo y -$500,000 para muy alto riesgo. La parte más difícil de este proceso, y de valorar empresas en general, es encontrar datos reales sobre empresas similares.
El método de Suma de Factores de Riesgo está pensado para empresas que todavía no tienen ningún ingreso, y puedes aprender más sobre este método aquí.

3. Valoración por Puntos (Scorecard Valuation)

El método de valoración por puntos representa una forma más elaborada de evaluar tu caja. Comienza con los mismos pasos que el método de Factores de Riesgo (determinando una valoración de la caja y ajustando el valor según una serie de criterios). La única diferencia es que esos criterios se multiplican según el impacto que tengan sobre el valor de la empresa (ponderando la media), llegando así a una comparación frente a la media de empresas de comparación.

Este método también se llama el Método de Bill Payne, teniendo en cuenta seis criterios: Directivos (30%), Tamaño de la oportunidad (25%), Producto o Servicio (10%), Etapa de la empresa (10%), Canales de venta (10%) y otros factores (15%). El Método de Valoración por Puntos es de nuevo un método para empresas sin ventas, y puedes conocerlo mejor aquí.

4. Transacciones Comparables (Comparable Transactions)

El método de Transacciones Comparables sigue una simple regla de tres.

Dependiendo del tipo de caja que estés creando, buscarás un indicador que represente el valor de tu caja según el sector en el que estés: Ingreso Recurrente Mensual (para SaaS, Software as a Service), número de tiendas (Retail), Patentes registradas (Biotecnología y Farmacéuticas), Usuarios Activos Semanales (WAU en inglés), etc. En la mayoría de casos se pueden sacar estos indicadores de la Cuenta de Resultados (EBITDA, márgenes o ingresos).

Dependiendo de la comparación, la empresa vale $685 o $6,736

El Método de Transacciones Comparables se utiliza para empresas con y sin ventas. Aquí tienes más información sobre el método.

5. Valor Contable (Book Value Method)

Olvídate de la magia de tu caja y concéntrate en cuanto vale cada gramo del cartón del que está hecha. Este es el valor contable, el valor nominal de los bienes tangibles de una empresa, como propiedades y productos físicos.

Este método no es particularmente útil para startups, ya que éstas se concentran en aumentar su valor intangible: el I+D, el número de usuarios o el código. Para saber más sobre este método visita este enlace.

6. Valor de Liquidación (Liquidation Value)

Raramente útil desde el punto de vista del vendedor, el valor de liquidación representa, como su propio nombre indica, el valor de la empresa en el caso de que tenga que cerrar las puertas. Este valor lo componen las propiedades de la empresa, el equipamiento, almacén… todo lo que tenga un posible comprador en una cantidad de tiempo corta.

La pregunta es, si vendo todo lo que puedo vender en la empresa en los próximos dos meses, ¿cuánto me pagarán por ello? Esto excluye todos los bienes intangibles, ya que se asume que se habría vendido antes de cerrar el negocio (patentes o propiedad intelectual).

Para un inversor, el valor de liquidación es útil porque sirve para evaluar el riesgo de la inversión: un valor de liquidación potencial alto significa un riesgo menor. Según este punto de vista, es preferible invertir una empresa que es dueña de su propio equipamiento en vez de una que lo alquila, ya que en el caso de una bancarrota, esos bienes amortigua las pérdidas.

¿Cuál es la diferencia entre el valor contable y el valor de liquidación? Si una empresa tuviera que vender todos sus bienes en poco tiempo, probablemente lo haría a un precio (el precio de liquidación) menor que el de mercado (el precio contable), debido a las circunstancias del mercado y de la empresa.

Por lo tanto, el precio de liquidación es menor al contable, aunque los dos midan el precio de los bienes intangibles de la empresa, según lo describe Ben Graham.

7. Flujo de Fondos Descontados (Discounted Cashflows, DCF)

Si tu caja funciona bien, traerá un beneficio cada año. El valor actual de la empresa es la suma de ese dinero líquido (en cash) y los beneficios que se obtendrán en el futuro, y esta es la base para el método DCF.

Pongamos que se proyectan los flujos de fondos durante n años. ¿Qué ocurre al final de ese periodo? Ahí entra el Valor Terminal, para el que se presentan dos opciones:

Opción 1: considerar que el negocio seguirá creciendo a un paso sostenido hasta el año n. Después aplicar la fórmula para el Valor Terminal:

VT= FFn+[1/(r- g)]

FF = Flujo de Fondos

r = tasa de descuento

g = tasa crecimiento esperado

Opción 2: considerar una salida después del año n. Primero, estimar el valor futuro de la adquisición, a través de métodos como el de Transacciones Comparables (número 4). Después, descontar este valor al presente para llegar al valor actual (NPV en inglés o Net Present Value).

VT= valor de salida/[(1+r)^n]

Para saber más sobre este método, visita este link.

8. First Chicago

El método First Chicago responde a una pregunta muy específica: ¿qué pasa si tu caja tiene una pequeña posibilidad de llegar muy alto?¿Cómo se evalúa ese potencial?

El método First Chicago (que proviene del First Chicago Bank) responde a esta pregunta a través de tres valoraciones: un escenario pesimista (una caja diminuta), un escenario normal (caja normal) y un escenario normal (una caja enorme).

Cada valoración se estima con el método de Flujo de Fondos Descontados (DCF), y si no es posible, con comparaciones o con la fórmula del IRR (internal rate of return). Después se asigna una probabilidad de que ocurra cada escenario, y la valoración resulta de la media ponderada de estos escenarios.

El Método First Chicago se utiliza para empresas con ingresos. Aquí tienes más información sobre el método.

9. Método Venture Capital

Como su propio nombre indica, el método Venture Capital proviene del punto de vista del inversor. El inversor siempre busca un nivel de rendimiento en sus inversiones, que puede ser por ejemplo 20x. El inversor además piensa que, en función al comportamiento del mercado, tu caja se podrá vender por $100M en ocho años.

Basándose en estas dos premisas, el inversor puede determinar fácilmente el precio máximo que estaría dispuesto a pagar por tu caja, tras un ajuste por dilución.

El método Venture Capital está pensado para startups con y sin ingresos. Para saber más sobre el método, puedes leer este artículo.

Y el mejor método es….

¡Enhorabuena! Si has llegado hasta aquí, ya conoces los nueve métodos de valoración de startups. Seguro que te estás preguntando, !¿pero cuál es el mejor método de valoración?!

Primero, recuerda que los únicos métodos usados realmente por los VCs (Venture Capital) son las comparaciones y las estimaciones sobre la dilución que es aceptable por parte de los fundadores (p.ej. dar 15%-25% for una ronda “seed” entre $300,000 y $500,000, o asegurándose que los fundadores mantienen una mayoría accionarial después de las Series A).

Segundo, recordemos que las valoraciones no son nada más que estimaciones formalizadas. Las valoraciones nunca te enseñan el valor verdadero de una empresa, sino que te enseñan dos cosas: 1) cuánto interés por parte del mercado hay para invertir en tu caja, y 2) cuánto interés hay por tu parte por aceptarlo.

Reconociendo esos dos puntos, yo creo que el mejor método es el descrito por Pierre Entremont, un inversor en Otium Capital, en este genial artículo. Según el autor, lo primero es definir tus necesidades, y después viene negociar la dilución.

La cantidad de financiación óptima es aquella que, en un periodo dado, permite que el último dólar de financiación sea más útil para la compañía que dañino para el emprendedor.

Las valoraciones son un buen punto de salida a la hora de buscar financiación: te ayudan a desarrollar tu razonamiento más allá de las cifras y de poner números a tus argumentos. Pero al fin y al cabo, no dejan de ser una introducción teórica al mundo de la oferta y la demanda del mercado.

¡Espero que te haya gustado el artículo! Si es así, no te olvides de compartir y dar un aplauso en Medium.

Alberto Arenaza

Written by

tech & econ development | Minerva Schools ’19 | More @ albertoarenaza.com

Welcome to a place where words matter. On Medium, smart voices and original ideas take center stage - with no ads in sight. Watch
Follow all the topics you care about, and we’ll deliver the best stories for you to your homepage and inbox. Explore
Get unlimited access to the best stories on Medium — and support writers while you’re at it. Just $5/month. Upgrade